compartir
con:

Nutrición saludable

Metabolismo lento. ¿Cómo acelerarlo?

El metabolismo es esencial para que el organismo funcione adecuadamente. Está compuesto por dos etapas, una llamada anabolismo o de formación y la otra llamada catabolismo o destrucción.

El metabolismo es el conjunto de procesos y transformaciones químicas que renuevan las distintas sustancias del organismo. Se activa después de la digestión y se basa en la reabsorción y transformación de las sustancias contenidas en los alimentos que ingerimos.

¿Cuáles son las causas del metabolismo lento?

Una de las causas más comunes es un problema orgánico es, por ejemplo, el hipotiroidismo relacionado con el funcionamiento de la grandula tiriodes, importante en la regulación del metabolismo y el gasto calórico, cuando ésta no funciona bien o trabaja de forma deficiente, puede producirse el hipotiroidismo y como consecuencia un metabolismo lento que da lugar al sobrepeso.

Otra de las causas orgánicas del metabolismo lento, puede ser las intolerancias alimentarias, que en muchos casos se presentan con una mala digestión, con presencia de pesadez, hinchazón abdominal, lo que también lentifica el metabolismo.

Existen otras causas que no son orgánicas:

No consumir menos 5 comidas diarias. Si se come poca cantidad varias veces al día, el metabolismo se acelera y se quema grasa más rápido. De esta forma se llega a comer menos evitando los atracones donde se llega a comer de más.

El desayunar muy tarde. Si se pasan horas entre la cena y el desayuno, el organismo lo detecta como falta de alimento y se pone alerta para guardar todo lo que pueda de la siguiente comida.

El no comer en todo el día y llegar por la noche y darse un atracón. Esta comprobado que si se sigue una dieta muy estricta o se pasan muchas horas sin comer, el organismo se adapta a esta situación intentando almacenar la mayor cantidad posible de nutrientes, este proceso fisiológico se llama hiperfagia adaptativa.

El comer muy rápido. Si no se mastica bien el alimento, el metabolismo se hace más lento, por que el estomago necesita más tiempo para hacer la digestión, cuanto más despacio se coma mas se acelera el metabolismo.

Beber poca agua. Ya que el agua es imprescindible  para eliminar las toxinas e impurezas y no tomar la cantidad necesaria, puede interferir en la eliminación de las mismas.

Dormir poco.  El dormir menos de 6 horas de manera diarias, provoca daños en el metabolismo e incrementa las posibilidades de sufrir diabetes

El no tomar fibra. El incrementar el consumo de fibra  ya sea en panes, arroz o pastas integrales aumentara el metabolismo

El hacer ejercicio. Es importante realizar ejercicio de esta manera se incrementa el gasto calórico y hace al metabolismo trabajar  más deprisa en quemar las calorías ya que se que necesita los nutrientes  de forma más inmediata y esto hace que trabaje más deprisa el metabolismo.

Beber alcohol. El alcohol aparte de que proporciona muchas calorías, desacelera el metabolismo y la capacidad de quemar grasas y además deshidrata el organismo, por ello es importante tener el hábito de no tomar, lo ideal es consumirlo de forma esporádica.

Derechos Reservados © Grupo Asegurador Alianza
Desarrollado por Nova Interactiva SRL